Cumple 30 años erupción de El Chichonal

Erupcion de chichonal
Con emociones encontradas, el profesor Fernando Gómez López abrió, después de 30 años, un frasco en el que puso la ceniza que se introdujo en su mochila, producto de la erupción del volcán Chichonal, el 28 de marzo de 1982.

“Eran como las 11 y media de la noche cuando los estruendos comenzaron a ser más fuertes y ya habíamos llamado a las autoridades de la comunidad para tomar la decisión de salir”, dijo al recordar cuando el volcán hizo erupción dejando bajo sus cenizas la comunidad Vicente Guerrero, en la que había comenzado su carrera como docente.

“Desde hacía varios días se comenzaron a sentir los temblores y la gente sabía que era el volcán el que estaba moviendo la tierra, pero ninguna autoridad hizo caso”, señaló, al evocar que ese día desde la tarde se comenzaron a escuchar ruidos fuertes provenientes del volcán y también movimientos de la tierra.

Recordó que el temor comenzó a crecer entre los pobladores y decidieron llamar a las autoridades a la escuela “Santos Degollado” en la que hacía unos siete meses había comenzado a trabajar como maestro, para decidir qué hacer ante los fenómenos que se estaban presentando.

Ocotepec

“Eran como las ocho de la noche cuando nos juntamos todos y decidimos salir porque la gente sabía que algo grave iba suceder y así fue; como las 11 y media comenzamos a salir a pie porque no había otra forma y comenzamos a subir la montaña con rumbo a Ocotepec”, mencionó.

Añadió que desde las alturas comenzaron a ver grandes cantidades de fuego que salían de la cima del volcán.

Ni cómo pensar

Leer  El uso del «smartphone» puede ayudar a consumir menos gasolina

Mencionó que la comunidad está situada a unos ocho kilómetros del volcán y la forma más rápida de acceder era en avioneta, “salía de Pichucalco y en 20 minutos estaba uno en la comunidad, pero a esa hora ni cómo pensar en la avioneta, que todavía recuerdo la matrícula de una, era la XA SAS, por eso salimos a pie”.

Dijo que fueron duras horas de camino, pues ante el fuego y la ceniza que comenzó a caer en la zona, pudieron ver muchos animales que despavoridos huían del lugar, “era muy peligroso porque vimos animales que no conocimos bien por la noche y porque no los había visto”.

Fueron varias horas las que más de mil personas que vivían en la comunidad caminaron para llegar al poblado de Ocotepec, para luego dirigirse a la cabecera municipal de Copainalá y luego en vehículos a Tuxtla Gutiérrez.

En la caminata

“Cuando decidimos salir, nos juntamos los cinco maestros que estábamos en la comunidad, éramos seis, pero uno tenía licencia médica, y decidimos sacar solo una mochila con ropa y lo más importante de la documentación de cada uno y de la escuela para no cansarnos con el peso en la caminata”, reiteró.

Agregó que cuando llegaron al refugio que el gobierno del estado les había improvisado en la capital, abrió la mochila y pudo ver la cantidad de polvo blancuzco que se había introducido, “con eso llené la botellita, no la recogí, no tenía tiempo para pararme y llenarla”.

Y desde ese momento decidió que la iba volver a abrirla hasta 30 años después.

Junto a la mochila

“Ahora doy gracias a Dios con mi familia, de haber podido sobrevivir a esa emergencia, y por eso ahora abro la botellita con ustedes para que vean lo que se juntó en mi mochila, pero que es muy significativo porque aquí estoy para contarlo y eso quiere decir que logré salvar la vida”, manifestó.

Leer  Internet ‘toma velocidad’ debajo del mar

“Eran grandes bolas de fuego que salían del volcán y la cantidad de ceniza que despidió, era impresionante”, y recordó que después de dejar a su gente en el albergue en Tuxtla Gutiérrez, vino a esta su ciudad natal para ayudar a sus familiares a desalojar la ceniza que había caído unas horas después de la explosión.

Con lágrimas en los ojos, Fernando recordó que la comunidad Vicente Guerrero, municipio de Francisco León, en la que había comenzado a trabajar como maestro luego de egresar de la escuela normal, desapareció por completo.

“Ya no pudieron regresar esos 1, 200 habitantes de la colonia, lo perdieron todo, el gobierno les tuvo que construir una nueva casa en otro lugar, a mi me comisionaron a otra zona porque todo había desaparecido, hasta la cabecera municipal”, reiteró.

Ahora, a punto de jubilarse, recuerda con emoción esa vivencia que le ha servido para forjar su vida, como padre y como profesional de la docencia.

Deja un comentario

Autos Nissan Manuales de Reparación

Manuales de Reparación para autos de la marca Nissan,…

Autos Honda Manuales de Reparación

Manuales de Reparación para autos de la marca Honda,…

Manuales de Reparación para Autos Volkswagen

Manuales de Reparación para autos de la marca Volkswagen,…

Manuales de Reparación para Autos Audi

Manuales de Reparación para autos de la marca Audi,…

Autos Hyundai Manuales de Reparación

Manuales de Reparación para autos de la marca Hyundai,…

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Entérate de los nuevos Manuales y Noticias Agregados.